FORO INTERNACIONAL
VOLUMEN XLIII - NÚMERO 3 (171)
ENERO-MARZO, 2003
 
 
Director del Centro de Estudios Internacionales:
GUSTAVO F. VEGA CÁNOVAS
Fundador: DANIEL COSÍO VILLEGAS
Director: REYNALDO YUNUEN ORTEGA ORTIZ
Secretario de redacción: GABRIEL RAMOS
Comité Editorial: Sergio Aguayo, Humberto Garza, Soledad Loaeza, Isabelle Rousseau, Tatiana Sidorenko, Ma. Fernanda Somuano y Blanca Torres
Consejo Asesor: Ernesto Carrillo, Universidad Complutense de Madrid; Jorge I. Domínguez, Universidad de Harvard; Guy Hermet, Instituto de Estudios Políticos de París; Mario Ojeda, El Colegio de México; B. Guy Peters, Universidad de Pittsburgh; Rafael Segovia, El Colegio de México

ÍNDICE

 

Introducción

María del Carmen Pardo, El último gobierno de la hegemonía priista

Artículos

María Fernanda Somuano Ventura y Reynaldo Yunuen Ortega Ortiz, La identificación partidista de los mexicanos y el cambio electoral, 1994-2000.   (resumen)    (abstract)

Rogelio Hernández Rodríguez, Ernesto Zedillo. La presidencia contenida.    (resumen)    (abstract)

Soledad Loaeza, Acción Nacional en la antesala del poder: 1994-2000.    (resumen)    (abstract)

Jean-François Prud’homme, El Partido de la Revolución Democrática: las ambivalencias de su proceso de institucionalización.   (resumen)    (abstract)

Carlos Alba Vega, México después del tlcan. El impacto económico y sus consecuencias políticas y sociales.    (resumen)    (abstract)

María del Carmen Pardo, La modernización administrativa zedillista, ¿más de lo mismo?    (resumen)    (abstract)

Ilán Bizberg, El sindicalismo en el fin de régimen.    (resumen)    (abstract)

Lorenzo Meyer. La sorpresa: una rebelión indígena al final del antiguo régimen.    (resumen)    (abstract)

Reseñas

Samuel P. Huntington, El choque de civilizaciones y la reconfiguración del orden mundial, por Reynaldo Yunuen Ortega Ortiz.

Javier Auyero, Poor People’s Politics. Peronist Survival Networks and the Legacy of Evita, por Froylán Enciso.

Mark T. Gilderhus, The Second Century: US-Latin American Relations Since 1889, por Carla Medina Perezgómez.

Christian Delacampagne, La philosophie politique aujourd’hui (idées, débats, enjeux), por Roberto Breña.

Dale Hathaway, Allies Across the Border. México’s Authentic Labor Front’ and Global Solidarity, por Francisco Zapata.

Comisión Internacional sobre Intervención y Soberanía, La responsabilidad de proteger”, informe de la Comisión Internacional sobre Intervención y Soberanía del Estado, por Mario Ojeda

* * * * * * * * * 

RESÚMENES  

 

Ma. Fernanda Somuano Ventura y Reynaldo Yunuen Ortega Ortiz, La identificación partidista de los mexicanos y el cambio electoral, 1994-2000.


El concepto de identidad partidista ha tenido un papel crucial en los estudios sobre el comportamiento electoral, principalmente en los Estados Unidos.  Sin embargo, en México son muy pocos los análisis que existen sobre el tema; de ahí la importancia del presente trabajo.  La identidad partidista se ha definido como un vínculo psicológico entre el individuo y un partido político.  En este ensayo se analiza el desarrollo de la identidad partidista de los mexicanos y su posible relación con el realineamiento electoral del 2 de julio de 2000.  Utilizando datos de tres encuestas poselectorales nacionales llevadas a cabo en 1994, 1997 y 2000, los autores demuestran que dicha variable fue la más importante para determinar el voto en esas tres elecciones.  También examinan la evolución de la identidad partidista en los últimos 15 años y encuentran sus principales componentes.  El pri ha sido la formación política que más partidistas ha perdido, y sus simpatizantes tienden a concentrarse en los sectores más viejos del electorado. Por el contrario, los partidistas panistas tienden a concentrarse en las generaciones más jóvenes.   Esta evidencia fortalece la idea de que parte central de la explicación de la transición en México tiene que ver con un cambio intergeneracional.

 

Rogelio Hernández Rodríguez, Ernesto Zedillo. La presidencia contenida.


La presidencia de Ernesto Zedillo ha sido considerada por algunos observadores como el ejercicio político más comprometido con la democracia, que desarrolló un programa claramente diseñado para crear las condiciones necesarias para hacer posible la alternancia. En realidad, ese periodo gubernamental se caracterizó por una sorprendente inexperiencia política que contuvo la institución presidencial, la que sólo reaccionó frente a los problemas que fueron apareciendo. Zedillo deliberadamente canceló las facultades políticas de la presidencia de la república para demostrar un respeto formal por la Constitución. Al final, su renuncia a actuar creó las condiciones para que múltiples actores e intereses aparecieran y amenazaran la estabilidad política. La alternancia que se alcanzó con las elecciones de 2000 fue más el resultado del avance del pluralismo, iniciado al menos una década antes, que de la actividad presidencial.

 

Soledad Loaeza, Acción Nacional en la antesala del poder: 1994-2000.


El artículo analiza la evolución del pan en el periodo 1994-2000, siguiendo las principales transformaciones que experimentó el partido en esos años, esto es, cómo fueron dándose sus triunfos  y derrotas electorales, cómo fue adecuando su estructura de organización y qué cambios -incluso ideológicos- contribuyeron a su consolidación institucional. Estos cambios le permitieron superar el potencial disruptivo que sin duda significó la candidatura de Vicente Fox, la que se impuso sobre la organización sin grandes costos para su estabilidad interna. El artículo también hace un análisis de un aspecto crucial que se desprende de la pregunta de qué tan predecible resultaba la victoria del partido en la elección presidencial de 2000, tras revisar las influencias que tuvieron impacto en el desarrollo del partido y en el grado de madurez institucional, y tras ponderar el peso de cada uno de esos factores en el binomio pan-Fox durante el sexenio del último gobierno de la hegemonía priista.

 

Jean-François Prud’homme, El Partido de la Revolución Democrática: las ambivalencias de su proceso de institucionalización.


Durante el sexenio del presidente Zedillo, el Partido de la Revolución Democrática experimentó dos cambios importantes:  trocó su estrategia de enfrentamiento por una estrategia de cooperación limitada en la negociación de las reglas de competencia electoral, y se transformó, a partir de 1997, en partido de gobierno en varios estados de la república.  Esos cambios apuntan hacia una mayor institucionalización del partido.   Sin embargo, durante todo el periodo subsistió una fuerte tensión entre prácticas informales y aplicación de reglas formales en el seno de la organización.  Este artículo examina esas tensiones desde la perspectiva de la institucionalización de las organizaciones políticas.

 

Carlos Alba Vega, México después del tlcan. El impacto económico y sus consecuencias políticas y sociales.


Este trabajo examina algunos efectos del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (tlcan) en la economía, la sociedad y la política en México. Se argumenta que a partir de su puesta en marcha en 1994, y a pesar de la grave crisis financiera que condujo a una fuerte devaluación en diciembre de ese año, se distingue una expansión acelerada de las exportaciones y un crecimiento de la  inversión extranjera, y se vislumbran signos de recuperación en las principales variables macroeconómicas. Sin embargo, el impacto es diferenciado tanto por sectores de actividad económica como por regiones. Las grandes empresas transnacionales y mexicanas se han beneficiado más que la pequeña empresa; el norte del país, más que el sur. Existe consenso entre los pequeños empresarios, y en gran parte de la sociedad, en el sentido de que esos indicadores macroeconómicos no se reflejan en la microeconomía, en el empleo ni en el ingreso de las familias. La liberalización económica y el tlcan tienen incidencia sobre el sistema político mexicano en la medida en que actores, movimientos y partidos lo aprovechan e interactúan en forma cada vez más intensa desde dentro y desde los foros externos, por lo que la política interna está adquiriendo una dimensión internacional.  El tlcan ofrece nuevas oportunidades pero también presenta importantes desafíos. La necesaria modernización del sector privado se dará bajo el doble reto de competir en la economía global preservando las ventajas competitivas del tlcan y de los demás tratados que México ha firmado con varios países latinoamericanos y con la Unión Europea. La principal apuesta es conseguir una modernización económica sin exclusión social, como ha sido hasta ahora, en el marco de un Estado más eficiente, confiable y transparente, y de una sociedad más democrática. 

 

María del Carmen Pardo, La modernización administrativa zedillista, ¿más de lo mismo?


El artículo analiza la propuesta del gobierno de Ernesto Zedillo para modernizar la administración pública.  ¿Hasta qué punto dicha propuesta fue efectivamente novedosa y tuvo la importancia con que se quiso hacer aparecer en el discurso?  ¿Se quedó encuadrada en aspectos formales, como había ocurrido con programas de similar naturaleza emprendidos en el pasado? La autora enfatiza el hecho de que la modernización administrativa fue un compromiso que apareció formalizado en un programa propio, el Promap, y revisa dos temas centrales que sirvieron de acciones eje en el mismo: la evaluación de la gestión pública y el servicio profesional de carrera. En relación con los temas sustantivos, se hace una valoración luego de comparar lo establecido en el programa con los logros alcanzados, y se concluye que fue en otros aspectos donde los avances resultaron más consistentes, a pesar de no haber sido incluidos como prioritarios.

 

Ilán Bizberg, El sindicalismo en el fin de régimen.


Este artículo evalúa los avances de un régimen democrático en México, luego de estudiar las transformaciones ocurridas en el sexenio de Ernesto Zedillo, orientando la mirada hacia la sociedad y en específico hacia el sindicalismo. El autor rechaza el concepto de transición para adoptar la idea de “salida” de un régimen y la de reconstrucción de la sociedad, con el objeto de analizar hasta qué grado se han dejado atrás las formas autoritarias de “tratamiento” de los conflictos sociales en México y se han creado formas democráticas.  Compara la situación del sindicalismo durante el último gobierno del antiguo régimen mexicano con la de los países de Europa Central, en los que ya existía una tradición democrática anterior al comunismo o un importante movimiento social, así como con la de Rusia, en donde se carecía de ambos factores, para diseñar un escenario de la democratización mexicana.

 

Lorenzo Meyer, La sorpresa: una rebelión indígena al final del antiguo régimen.


El autor analiza de qué manera la rebelión encabezada por el ezln en el estado de Chiapas obligó a los poderes formales a tomar en cuenta demandas de grupos marginados y explotados que exigían un trato equitativo y oportunidades. Hace un recuento histórico para entender el surgimiento del movimiento rebelde y las características del mismo. La parte medular del trabajo está dedicada a  revisar la manera como el gobierno de Ernesto Zedillo enfrenta este delicado problema heredado de la administración de Carlos Salinas, moviéndose entre intentos de negociación y respuestas de clara confrontación. El marco legal diseñado para intentar darle solución a estas demandas quedó finalmente rebasado y, sobre todo, careció de viabilidad. Además, revisa la participación de otros actores, como el gobierno local y los Estados Unidos. El análisis se enmarca en los acontecimientos que señalaron el rumbo político del país, los comicios que llevaron al primer gobierno electo del Distrito Federal y, principalmente, las elecciones federales que tendrían lugar en julio de 2000. Vicente Fox llega al gobierno habiendo derrotado en las urnas al partido hasta entonces hegemónico, el pri, y habiéndose modificado las reglas para el acceso y el ejercicio del poder. El nuevo régimen se enfrentaba al problema de desactivar sin violencia un movimiento armado acerca de cuyas demandas no había necesariamente un amplio consenso.

ABSTRACTS

María Fernanda Somuano Ventura and  Reynaldo Yunuen Ortega Ortiz, La identificación partidista de los mexicanos y el cambio electoral, 1994-2000.


The concept “partisan identity” has played a crucial role in studies regarding electoral/voting behavior, especially in the United States. However, in Mexico studies in this area are scant, thus, the importance of this article. Partisan identity has been defined as a psychological link between an individual and a political party. This essay analyses the development of partisan identity among Mexicans and how it might be related to the electoral realignment of July 2, 2000. Using data from three national post-electoral surveys from 1994, 1997 and 2000, the authors show that this was the most important variable in determining how the votes were cast in those three elections. They also examine how partisan identity developed over the past 15 years and its main components. The pri has lost most members, and its followers tend to be among the oldest voters. On the other hand, most pan sympathizers tend to be found in younger generations. This evidence supports the notion that the transition in Mexico is best understood as an intergenerational change.

 

Rogelio Hernández Rodríguez, Ernesto Zedillo.  La presidencia contenida.


Some observers consider that the Zedillo administration was highly committed to democracy, that in its exercise of politics it developed a program clearly designed to create the conditions needed for alternation. In fact, it was characterized by a surprising lack of political experience that restrained the presidency as an institution, and it only reacted to the problems that it had to face. Zedillo deliberately cancelled the political faculties of the presidency to show formal respect for the Constitution. At the end, his reluctance to act led to the emergence of multiple actors and interests that threatened political stability. The political/party alternation that was achieved in the 2000 election was more the result of the advancement of  pluralism, which had begun at least 10 years previous, than of his presidential activity.

 

Soledad Loaeza, Acción Nacional en la antesala del poder: 1994-2000.


The author discusses the pan’s evolution from 1994 to 2000, analyzing the party’s most important transformations during that period: its electoral victories and defeats, changes in its organizational structure, and changes —including ideological changes— that contributed to its institutional consolidation. These changes helped it overcome the disruptive potential of Fox’s candidacy, which was imposed on the party without significant costs to its internal stability. The author also discusses a crucial aspect regarding the question of how predictable was the party’s victory in the 2000 presidential election, and analyses not only the influences that affected the party’s development and its degree of institutional maturity but the weight of each of these factors regarding the pan-Fox binomial during the last six-year administration under the pri’s hegemony.

 

Jean-François Prud’homme, El Partido de la Revolución Democrática: las ambivalencias de su proceso de institucionalización.


During the Zedillo administration, the prd experienced two fundamental changes: it turned its confrontational strategy into one of limited cooperation in negotiating the rules of electoral competition, and in 1997 it became the governing party in several Mexican states. These changes resulted in a greater degree of institutionalization. However, throughout this period informal practices and the application of formal rules within the party were constantly at odds. The author examines this situation from the perspective of the institutionalization of political organizations.

 

Carlos Alba Vega, México después del tlcan. El impacto económico y sus consecuencias políticas y sociales.


This article discusses some of the effects of the North American Free Trade Agreement (nafta) on Mexico’s economy, society, and politics. The author argues that since the agreement went into effect in 1994, and in spite of the grave financial crisis that led to a significant devaluation in December 1994, there was an accelerated expansion of Mexican exports and an increase in foreign investment, further, the main macroeconomic variables show signs of recovery. However, nafta’s impact on different economic activities and on different regions varies. Large transnational and Mexican enterprises have benefited more than small enterprises; northern Mexico more than southern Mexico. Not only small entrepreneurs but the Mexican society at large agree that these macroeconomic indicators have yet to be evident at the microeconomic level, in jobs or in family income. Economic liberalization and nafta affect the Mexican political system as actors, movements, and parties take advantage of them and interact more intensely both domestically and in external forums; as a result, domestic policy adopts an international dimension.  nafta offers new opportunities but also implies important challenges. The necessary modernization of the private sector will have to meet the challenge of competing in the global economy while maintaining the competitive advantages of nafta and the agreements Mexico signed with several Latin American countries and the European Union. Most important is achieving economic modernization without social exclusion —which has been the case thus far— within the framework of a more efficient, dependable, and transparent State, and a more democratic society.

 

María del Carmen Pardo, La modernización administrativa zedillista, ¿más de lo mismo?


The author discusses the Zedillo administration proposal for modernizing public administration. Was this proposal in effect novel and was it as important as it was made out to be? Was it boxed in by formal aspects, as similar programs in the past had been? The author points to the fact that modernization in this area was a commitment that became formalized in a program —Promap—, and she discusses the two main issues that it addressed: the evaluation of public administration and career bureaucrats/civil service. The author compares the program’s goals with its achievements and concludes that it was more successful in other aspects, not as important as these two.

 

Ilán Bizberg, El sindicalismo en el fin de régimen.


This article discusses the transformations that occurred during the Zedillo administration and evaluates the progress of a democratic government in Mexico; it focuses on society and, more specifically, on trade unionism. The author rejects the notion of transition and adopts that of “exiting” a regime and reconstructing society in order to analyze to what degree authoritarian forms of  “dealing with” social conflicts in Mexico have been abandoned in favor of democratic forms. He compares the situation of trade unionism during the last administration of Mexico’s past regime with that in Central European countries where a democratic tradition had existed prior to Communism or where there had been an important social movement, and with Russia, where both these factor were absent, to design a scenario of Mexico’s democratization.

 

Lorenzo Meyer, La sorpresa: una rebelión indígena al final del antiguo régimen.


The author discusses how the ezln rebellion in the state of Chiapas forced formal powers to consider the petitions of marginal and exploited groups that demanded equal treatment and opportunities. He makes an historical account that explains the emergence of the rebel movement and its characteristics. The article’s main core is dedicated to revising the way in which the Zedillo administration faced this difficult problem it inherited from the Salinas administration, as it moved between attempts at negotiations and clearly confrontational responses. The legal framework that was designed to try to solve the ezln’s demands was finally overrun and, more importantly, it lacked viability. Further, the author reviews the participation of other actors, such as the local government and the United States. His analysis is framed within the events that guided Mexico’s political course, the elections that led to the first elected government in the Federal District (Mexico City) and the federal elections of July 2000. Vicente Fox assumed office after defeating the until then hegemonic party —the pri— and after the rules to access and exercise power had been modified. The new administration was then faced with the problem of peacefully deactivating an armed movement whose demands did not necessarily represent ample consensus.

.

REGRESAR



Centro de Estudios Internacionales de El Colegio de México, A.C.